Los guardias civiles que vigilan el casoplón de Iglesias tienen que hacer sus necesidades en casa de los vecinos o en la calle porque los «marqueses de Galapagar» no les permiten entrar – Alerta Digital