14/05/2018
REDACCION | 4178 lecturas

No a la gibraltarización de nuestra Patria: “Mr. Marshall, not welcome”

Por Laureano Benítez Grande-Caballero.- España, Patria traicionada, casa desolada, muros derruidos, mustios collados… territorio comanche donde bandas de energúmenos y felones entran a saco como grupos salvajes; donde innumerables Bellidos Dolfos traicionan la Patria abriendo portillos para la irrupción de los caballos de Troya del globalismo luciferino, urdiendo siniestras conspiraciones cuyo fin es hacer de España chatarra mundialista para el NOM.

Conspiraciones innumerables, sibilinas, que nos ofrecen sus manzanas ponzoñosas, su cicuta letal, las katanas con las que hacernos el harakiri en mohosos sótanos, en estepas arrasadas por las caballerías de progres e indepes.
Conspiraciones que han llegado a alcanzar nuestro mismo corazón, en el que se enredan como malignas serpientes, ya que el virus globalista ha alcanzado incluso a una de las joyas de nuestra corona: el castellano.

En los Presupuestos Generales pendientes de aprobación se destinan 61 millones de euros a los partidos políticos, mientras que sólo se dedicarán 500.000 a la promoción de la enseñanza del castellano. Sumamente revelador.

Es un hecho bien conocido que el castellano es una lengua completamente marginada en Vascongadas y Cataluña, víctima de feroces políticas de inmersión lingüística cuya impunidad clama al cielo, e incluso a la Constitución, la cual, en su artículo 3.1, dice que «El castellano es la lengua española oficial del Estado. Todos los españoles tienen el deber de conocerla y el derecho a usarla». Bondad graciosa, cuando todos los gobiernos democráticos han hecho mutis por el foro ante la escandalosa inmersión lingüística en algunas CC.AA.

La inacción de los sucesivos gobiernos democráticos ―del PSOE y del PP― con la agresividad nacionalista ha sido trágica, en especial en lo que se refiere a la cuestión de la enseñanza, en manos de un profesorado secesionista que adoctrina impunemente a los alumnos, dentro de un brutal programa de inmersión lingüística al que ningún gobierno ha puesto impedimentos.

La mandrágora venenosa de esta inmersión lingüística es que la misma Constitución cedió la competencia de la enseñanza a las CC.AA. Así, cuando en 1992 un decreto autonómico que desarrollaba la LOGSE estableció que el catalán «se utilizará normalmente como lengua vehicular y de aprendizaje», nadie puso impedimento. En 1998, ni siquiera Aznar quiso tumbar la Ley de Política Lingüística. La perla la puso el Tribunal Constitucional, cuando sentenció que el castellano debía «disfrutar de la condición de lengua vehicular» junto al catalán, pero dejando claro que las competencias eran autonómicas.

Se da el caso de que, además, los directores son nombrados prácticamente a dedo por la Generalitat. Además, los inspectores suelen ser docentes catalanes en comisión de servicio porque hace años que no se convocan oposiciones. Ante los desmanes adoctrinadores en el catalanismo, la Alta Inspección del Estado carece de margen de actuación, porque necesita permiso del Govern para entrar en los colegios, careciendo también de la posibilidad de acceder a los proyectos lingüísticos.

Como denunció «Sociedad Civil Catalana» en su informe «Déficits de calidad democrática en Cataluña», no se garantizan ni el uso del castellano como lengua vehicular de la enseñanza, ni la neutralidad política e ideológica en los centros públicos. Este virus lingüístico que ataca al castellano también está extendiendo a Baleares y Valencia, ante la completa inacción de los gobiernos.

Y, en la recámara, ya tenemos marchando hacia el firmamento lingüístico de las libertades democráticas al bable asturiano, al leonés (¡?) y, por supuesto, al galego. Hay incluso gilibotarates que hablan del andalú.

Sin embargo, esta agresión al castellano por parte de las inmersiones lingüísticas tiene como efecto colateral el hecho de que ejerce de tapadera para ocultar otra conspiración mayúscula contra nuestro idioma, mucho más subliminal y subterránea, pero no por ello menos amenazante. Me refiero a la ominosa contaminación del castellano por los anglicismos, y, en un nivel superior, a la simple y llana sustitución de nuestro idioma por el inglés.

Niños catalanes con mapas independentistas en la escuela.

Niños catalanes con mapas independentistas en la escuela.

Esta conspiración contra nuestra Patria, nuestras tradiciones, nuestras costumbres y nuestra historia encarnada en el ataque sistemático mundialista al castellano, la segunda lengua más hablada del mundo ―520 millones de personas, y la tercera lengua más utilizada en internet― se desarrolla en muchos ámbitos, pero con la particularidad de que nadie parece tomar conciencia de la gravedad de la amenaza, pues afecta a la misma «santabárbara» de la hispanidad. El hecho de que se ejecute a plena luz pública, con total descaro y alevosía, no es óbice para que las masas aborregadas permanezcan totalmente ignorantes o indiferentes ante la malignidad de esta conjura.

Es así como un gran número de establecimientos comerciales tienen la ridícula manía de rotular todo en inglés, a lo cual hay que añadir el fenómeno pasmoso ―y sospechoso― de ver cómo los modelos publicitarios son en gran parte de razas no-blancas. Como se ve, el mundialismo y el multiculturalismo no dejan ningún resquicio, y van de la mano en poderosa legión.

En los medios de comunicación, más de lo mismo, ya que la avalancha anglófila es abrumadora, pesada, opresora, irritante. Ahí tenemos al programa First Dates, el cual, además, es un escándalo escaparate para promocionar la ideología de género. O al Got Talent, La Voz Kids, Spanish movies, etc. Patético. Escandaloso.

Es lo que se viene llamando «gibraltarización» de España: además de soportar la ignominia de tener una colonia de la «Pérfida Albión», ahora resulta que también están colonizando nuestro incomparable idioma, prodigioso instrumento de cultura, de arte, de historia y de pensamiento.

Y no se crean que este indignante fenómeno de exterminio del castellano es solamente una expresión paleta de nuestro inveterado complejo de inferioridad ante todo lo foráneo, una forma estúpida de presumir de «modernos» y «progresistas», huyendo de cualquier valoración de nuestras riquezas patrimoniales, por considerarlas «carcas» y reaccionarias, según una de las frases más estúpidas que se han pronunciado nunca, aunque se debiera al mismo Ortega y Gasset: «España es el problema; Europa la solución».

No, no estamos, ni mucho menos, ante uno de esos fenómenos de «regeneracionismo» tipo «Bienvenido, Mr. Marshall», ya que lo que se oculta tras esta detrítica conspiración es la intención de destruir nuestro idioma, pues es una de las formas más directas para destrozar España. Globalismo a tope.

Sin embargo, donde esta conjura globalista adquiere su máxima relevancia es en el terreno de la enseñanza, como no podía ser de otro modo. Durante mis últimos años como profesor, observé estupefacto e indignado cómo aumentaba de manera alarmante el número de centros de enseñanza de carácter bilingüe, donde gran parte de la educación se imparte en inglés, arrinconando al castellano. Algunos amigos míos se han visto obligados a reciclarse sacando títulos de inglés a toda pastilla, y los más jóvenes me confiesan que, de no disponer de un título que acredite un nivel suficiente de inglés, jamás podrán ejercer como enseñantes.

Así es como el resultado final es la titulación de alumnos que escriben con faltas de ortografía, que no entienden lo que leen, con una penosa expresión y comprensión escritas, ámbitos en los que ocupamos los últimos lugares de Europa.

Recuerdo que la primera vez que España fue a Eurovisión fue representada por la castiza Aurora Bautista, que acudió al festival con un vestido donde lucían ciertos faralaes, y cantando una copla españolísima. Recientemente, acudimos con representantes que, además de ser simpatizantes de energúmenos como el filoterrorista Valtonyc y mostrar comprensión ―cuando no abierta simpatía― hacia el independentismo, cantan en inglés. Intolerable.

Incluso el borbonísimo Felipe se da el lujazo de felicitar la Navidad en español e inglés. Im-presionante.

Menores de edad con esteladas cuelgan carteles a favor de votar en el referéndum

Menores de edad con esteladas cuelgan carteles a favor de votar en el referéndum

La agresión a nuestro idioma ha alcanzado ya cotas de verdadero paroxismo, de increíble estupidez, de una estulticia tan supina, que, además de escándalo, mueven a hilaridad. Es el caso de una de las pintadas más surrealistas que he visto: en una pared de un pueblo pequeño de Madrid, se podía leer: «Fuck police». Toma ya. Pues eso: que fuck y fuck a tanta horterada hispanófoba.

Es hora ya de proclamar urbi et orbe una consigna que afecte, además de a nuestro idioma, a todos los ámbitos de nuestra Patria: «España, para los españoles». O sea, «Mr. Marshall, go home: not welcome».

Y Gibraltar español, por supuesto.

 

Comentarios

23 comentarios en "No a la gibraltarización de nuestra Patria: “Mr. Marshall, not welcome”"

Notifícame de
avatar

Ordenar por:   el más nuevo | el más antiguo | el más votado
hay que joderse
hay que joderse
14/05/2018 16:04

Asturias corre el riesgo de convertirse en otra Cataluña o Vascongadas. Todos los vagos y maleantes de esa bella tierra tienen que estar frotándose las manos con la futura imposición del bable: por fin van a poder pillar cacho, aunque ellos tampoco conozcan nada de dicho lenguaje o dialecto.

Jose Orgulloso
Jose Orgulloso
15/05/2018 15:36

Bueno, al lado de Asturias está Galicia, donde el PP ha hecho, está haciendo y hará exactamente lo mismo que los radicales en Cataluña o Vascongadas.

Así que no se queje. Al menos en Asturias tienen la esperanza que, si gana en las próximas elecciones el PP, no lo oficializará ni lo impondrá, por lo que conozco por amigos asturianos.

Josechu
Josechu
14/05/2018 16:33

Vascongada lo será su señora madre.

Rober Hispano
Rober Hispano
14/05/2018 19:34

Aprende algo: Provincias Vascongadas. Aupa España!!!!!!!

R.R.Y.Q.
R.R.Y.Q.
15/05/2018 0:00

Josechu… Vascongadas es lo correcto.
País Vasco es una quimera. Durará lo mismo que este régimen masón.

Julioaldaz
Julioaldaz
15/05/2018 0:37

La mia era vasca.
Como tu eres un h.d.l.g.p., vete tu a saber de donde era la tuya.

Unomás
Unomás
14/05/2018 16:41

Hemos de resistir todo ataque, aunque sea desorganizados (la peor de las maneras) e individualmente, hasta que salte la chispa en algún punto de Occidente, porque Occidente va a explotar, no debe de quedar mucho.

Mónica
Mónica
14/05/2018 15:29

No nos queda otra, con este Torra: según él, catalanes sólo los que hablen catalán. Hagamos lo mismo el resto de los españoles, igual hasta recuperamos el Imperio.
Efectivamente, pasividad ante uno de los sectores estratégicos: la enseñanza. Para los partidos no debería haber ni un solo euro en los Presupuestos.

Panadechi
Panadechi
14/05/2018 16:20

El idioma Castellano es un símbolo de la grandeza de España y aquello lo odian profundamente los globalistas. Por lo menos lo menos ningún miembro de la realeza de España ha contraído nupcias con una mulata (aún) como el Príncipe Harry de Inglaterra, lo que demuestra la decadencia racial y mediática de Europa.

María Luisa
María Luisa
14/05/2018 18:20
Doy gracias a Dios por haber aprendido a hablar en la castellano, por poderle hablar en esa lengua prodigiosa con la que se han escrito los versos más maravillosos para cantar el amor, para expresar el dolor, la que es capaz de emocionar en las arengas patrióticas, la que deslumbraba en aquel antiguo Parlamento Nacional de oradores inconmensurables. .. La de Santa Teresa San Juan de la Cruz… Nadie podrá impedir que en España y en tantos países de América siga el español, cada vez más fuerte como ahora está pasando en Estados Unidos… El castellano es un milagro que… Leer más »
Orlegi
Orlegi
14/05/2018 19:55

Puede que como dices el castellano sea un milagro, pero no se lo debemos a Dios, sino curiosamente a los vascos que lo formaron, porque ni gallegos, ni asturianos, ni aragoneses, ni catalanes lo hablaban, de ahí que sea tan peculiar y diferente a los demás romances. Curioso.

malauva
malauva
14/05/2018 19:50
*Es un hecho bien conocido que el castellano es una lengua completamente marginada en Vascongadas y Cataluña, *. Se dejan ustedes la Comunidad Valenciana (creo que tambien la Baleares pero no lo se de primera mano) en donde los niños no pueden escolarizarse en Castellano porque no se encuentra un colegio que lo haga en ese idioma, e incluso podríamos decir que obligan a los padres a aprender valenciano ya que todas las comunicaciones y reuniones de padres con el colegio lo hacen en un supuesto valenciano- Una patraña de esta gentuza, demostrable y que afecta a las familias de… Leer más »
Jvan
Jvan
14/05/2018 17:18

Las hordas satánicas de ocupación bien saben que desarticular el lenguaje significa hacer lo propio con el pensamiento. Los epsilones de Huxley están ya entre nosotros. Resistencia hasta el final.

José
José
15/05/2018 1:25
La imposición del inglés en las aulas españolas empezó en el país vasco para arrinconar, junto al vasco, el español. Recordemos que el país vasco es la región española más influenciada por Inglaterra y no solo en su bandera… Luego le siguió la masónica, anglófila y clasista (las tres cosas siempre van unidas) Esperanza Aguirre que siguiendo los mandatos de su hermano mayor, este sí, masón reconocido, empezó a implantar la agenda masónica en Madrid que es, primero la imposición del Inglés, para pasar luego, con la izquierda, a imponer la ideología de genero. Antes se decía marica (no es… Leer más »
Max
Max
14/05/2018 19:20
Las hordas mundialistas cuyas cabezas aqui son los partidos politicos PP, Psoe y Podemos mas lps separatistas este Podemos creado directamente por ellos los otros 2 captados sin mucha dificultad tienen este plan para nuestra nacion, destruirla, usan las lenguas regionales como instrumento de division. En una entrevista al Padre Amorth, gallecido ya, dijo que el dinero controlaba el mundo y quien estaba detras del dinero segun el? La Masoneria de alto nivel, el mundialismo, no es una opinion a descartar de un hombre tan tocado por el espiritu santo que hizo tanto bien, un hombre tocado por la varita… Leer más »
José
José
15/05/2018 12:08
La imposición del inglés en las aulas está en la agenda masónica globalizadora por eso la primera en hacerlo fue Esperanza Aguirre, también quería que se enseñase catalán; cualquier cosa que no sea el Español porque como decía Carlos V el Español es el idioma para hablar con Dios y el anglosajón para hablar con los animales (el animalismo también esta en la agenda masónica globalizadora). Primero nos imponen el inglés para banalizar el mal porque en español no se puede, por ejemplo; imponer la palabra gay (que significa alegre, vistoso) a la palabra que en español sirve para definir… Leer más »
Reloj de arena
Reloj de arena
14/05/2018 19:11
Así es, quien se podía imaginar que darían al idioma común de todos los españoles esa patada en culo para ponerlo a los pies de los caballos más salvajes; es decir, de toda la puta gentuza separata y de sus cuatro mamporreros. Las coces caen sin parar por todo el dolorido cuerpo de la nación española que cuando no son gubernamentales, son judiciales y siempre mediáticas. Se quiera o no, estos ataques a la lengua común es otra forma en si misma de cuartear los mismísimos cimientos del Estado y de tantísimos siglos de convivencia en común. Pero a todo… Leer más »
Jose Orgulloso
Jose Orgulloso
15/05/2018 15:32

El adoctrinamiento catalanista empezó con el cadáver del Generalísimo aún caliente, si no antes. Pero jurídicamente, la inmersión no empezó en 1992 como desarrollo de la Logse, como dice el artículo, sino en 1983 con la aprobación de la mal llamada Ley de Normalización Lingüística.

Esta ley, me he preocupado de mirarlo, fue aprobada por todos los grupos presentes en la cámara autonómica: CDC, UDC, PSC, PSUC, CC (UCD), ERC y PSA. Sí, lo han leído Ustedes bien, el Partido Socialista de Andalucía votó a favor de la extirpación del castellano de las mentes de los hijos y nietos de andaluces.

John Smith
John Smith
14/05/2018 17:19

El castellano puede ser la lengua más hablada después del chino, pero también es la lengua de los países y de las comunidades más pobres. En Barcelona yo sólo lo hablo con taxistas y con trabajadores de la construcción, y en las cercanías de Barcelona no sé porque en L’Hospitalet o en Cornellà no me meto ni loco.

El castellano es la lengua del lumpen.

cataratas
cataratas
14/05/2018 20:13

El castellano es la lengua de un imperio que obligaba a postrarse durante 150 años a toda Europa y que alumbró a las mas insignes figuras del Siglo de Oro…

y vosotros que habéis dado a la historia? Ah, sí., algún oftalmólogo y poco mas.

Jamás un catalán ha sido universal en el sentido amplio del término, y jamás fuisteis nación)) Solo una mierda de condado, y de nada solivio que vuestro conde pedófilo se casara con una princesa menor de edad para ganar el título de reino.

Siempre fuisteis unos mierdas…

A joderse
A joderse
14/05/2018 20:09

Tu eres un puto xarnego, y lo sabes))

Apelar a la superioridad de la raza catalana en una región donde el veinte por ciento procede del Mahgreb describe al psicópata que estos cerdos llevan dentro.

Hacer distingos raciales entre catalanes y españoles en una región donde García es el apellido más extendido describe la realidad virtual en la que viven instalados estos canallas.

Estáis comidos por los moros y sois la mezcla infecta de moros, fenicios y cartagineses.

Y cada vez seréis mas semitas)))

Julioaldaz
Julioaldaz
15/05/2018 0:49

Menudo analfabeto.
Vete al carajo con tu idiomita de catetos.

Rober Hispano
Rober Hispano
14/05/2018 19:39

Eres un capullo redomado. De qué prostíbulo vienes?

wpDiscuz

Comentarios recientes