11/11/2017
REDACCION | 4542 lecturas

La verdad sobre Lenin (1): El terror rojo

Por Laureano Benítez Grande-Caballero.- Inmersos en el estruendoso fragor de la batalla de Cataluña, abducidos por el espectáculo bananero del golpismo catalán, ha pasado casi desapercibida en los medios de conversación el centenario de la revolución bolchevique, efeméride que tuvo lugar los pasados 7 y 8 de noviembre.

De golpismos va el asunto, ya que el triunfo comunista fue perpetrado por una banda de golpistas judeomasones, capitaneada por el ínclito Lenin, genocida de las estepas, terror de las taigas, empalador de proletarios, Leviatán rojo surgido de las cavernas del Tártaro, Rasputín de los infiernos, cuya mirada reptiliana embaucó a aborregadas multitudes, a las que, en vez de conducirlas mesiánicamente hacia la Tierra Prometida de las famélicas legiones, guió inmisericorde hacia la desolación siberiana, hacia lóbregas ckekas, hacia los gulags del horror, hacia apocalípticas guerras y hambrunas, cuyo conjunto ―rematado después por el monstruoso Stalin― constituye el holocausto más pérfido de la historia.

Como es natural, los Turriones y otros militantes de la patulea marxistoide que han pululado puño en alto por esos mundos de Dios en estos 100 años tienen al carnicero mongol en su Olimpo Rojo, reverenciándole casi como un dios de las mesnadas trabajadoras.

Hace poco, el líder coletudo ―vaya contraste con el calvo de las estepas―, en una conferencia en el Círculo de Bellas Artes con el título «Tiempos salvajes. A cien años de la Revolución soviética», elogiaba «la capacidad de Vladímir Lenin de convertir lo imposible en real», ensalzando el «genio bolchevique», que ha definido como «la llave política para abrir las puertas de la historia», elaborando «una ciencia política para los de abajo más potente que la de los de arriba».

Resulta sumamente curioso que, mientras la ominosa figura del salvaje dictador Stalin está ya más que amortizada, pues es un hecho sobradamente conocido por todo el mundo la horrible carnicería que perpetró ―entre 20 y 40 millones de víctimas―, Lenin, el que inauguró y justificó argumentalmente la hecatombe represora del comunismo, sigue gozando de un reconocimiento cuasi-religioso, hasta el punto de que su momia en el mausoleo de la plaza roja de Moscú sigue gozando de amplio reconocimiento.

Sin embargo, cada vez es más imparable la corriente historiográfica que destapa Las vergüenzas del tiránico bolchevique. Para empezar, es ya un hecho conocido que los revolucionarios que protagonizaron el golpe de estado comunista entre octubre y noviembre de 1917 estaban financiados por la banca judía de Wall Street, con los Rotschild a la cabeza, quienes habían financiado a Marx para que escribiera el «Manifiesto Comunista», claramente inspirado en la ideología illuminati de Adam Weishaupt ―otro mantenido por los Rothschild―, la cual pasaría posteriormente a constituir el fundamento argumental de los «Protocolos de los Sabios de Sión», el verdadero manifiesto de un Nuevo Orden Mundial.

En efecto, la revolución comunista tenía como objetivo primordial arrasar la Rusia zarista, el mayor imperio cristiano del mundo, para lo cual implantó en aquel vasto territorio un programa revolucionario absolutamente calcado de la ideología illuminati, que perseguía una república deísta de dimensiones verdaderamente globales, aunque produjera una violenta revolución mundial y ríos de sangre. Su «dictadura benevolente» ―anticipo de la que nos espera con el futuro Gobierno Mundial― tenía seis puntos principales, que trataban de la abolición de los gobiernos ordenados y nacionalistas en forma de monarquía, la propiedad privada, el patriotismo de causa nacionalista, el orden social de la familia, los códigos morales, y todas las disciplinas religiosas basadas en la fe en un dios vivo, que se opusieran a la fe en la naturaleza, el hombre y la razón.

Aquí tenemos al NOM puro y duro, que se ensayó en Rusia a partir de 1917, como avanzadilla de la que nos espera en un futuro no muy lejano. Obsérvese el tremendo parecido de estas ideas con las que pugnan las izquierdas, especialmente las populistas.

Lenin y Stalin.

Lenin y Stalin.

Ya en un temprano 1920, el Papa Benedicto XV describía con extrema lucidez y clarividencia el verdadero alcance de la subversión bolchevique: «El advenimiento de una República Universal, anhelada por todos los peores elementos del desorden, Esperado por ellos, es una idea que está madura para la ejecución. De esta república, basada en los principios de la igualdad absoluta de los hombres y de la comunidad de las posesiones, se desterrarían todas las distinciones nacionales, ni la autoridad de un padre sobre sus hijos ni del poder público sobre los ciudadanos o de Dios Sobre la sociedad humana, sea más reconocido. Si se ponen en práctica estas ideas, inevitablemente seguirá un reinado de terror inaudito».

Terror inaudito que pasó a la historiografía bajo en nombre de «terror rojo», que tuvo lugar entre 1918 y 1922, y donde el color púrpura revolucionario se lo proporcionaba ―además de sangre vertida a torrentes― la estrella roja de cinco puntas, curiosa y sospechosamente parecida al «escudo rojo» que traduce el nombre «Rotschild».

En efecto, después de los dos alevosos golpes de estado perpetrados por la minoritaria facción bolchevique capitaneada por Lenin, en la segunda mitad del año 1918 se desencadenó una horrible persecución que sembró Rusia de cadáveres.

Asesinados por la Cheka de Kiev, Ucrania, en 1919.

Asesinados por la Cheka de Kiev, Ucrania, en 1919.

En la praxis revolucionaria bolchevique, se justificaba que el terror Rojo era imprescindible para eliminar a las «clases dirigentes», y a los contrarrevolucionarios, a los que acusaban de implantar el «Terror Blanco». Sin embargo, en la ideología bolchevique el terror es un instrumento revolucionario indispensable en la implantación de la dictadura del proletariado, a la cual es intrínseco. Ya el mismo Marx afirmaba que «Sólo hay una manera de acortar y facilitar las convulsiones de la vieja sociedad y los sangrientos dolores de parto del nuevo: el terror revolucionario».

Ya desde un comienzo Kámenev y sus seguidores advirtieron a los bolcheviques que el terror sería necesario para gobernar después de la toma golpista del poder por Lenin, y su rechazo a la democracia, pues siendo una minoría, estuvieron obligados a implementar el terror para acallar los críticos, y para dominar totalmente a un pueblo que no podían controlar por otros medios.

En septiembre de 1918, cuando empezó a desencadenarse el terror, el líder Grigori Zinoviev afirmaba que «Para superar a nuestros enemigos, debemos tener nuestro militarismo socialista propio. Tenemos que llevar con nosotros 90 de los 100 millones de habitantes de la Rusia soviética. En cuanto al resto, no tenemos nada que decirles. Deben ser aniquilados».

En esta misma línea, Lenin escribía a Fiodorov el 8 de agosto para convencerle de la inexcusable necesidad del terror de masas para «construir el orden revolucionario». Sirviéndose como excusa del intento de asesinato contra él perpetrado el 30 agosto de 1918, dictó: «Es necesario, secretamente y urgentemente preparar el terror».

Nada más triunfar el segundo golpe, se modificó el Código Penal, con la finalidad de introducir la figura del «enemigo del pueblo», es decir: «todos los individuos sospechosos de sabotaje, especulación, oportunismo…» que podrían ser detenidos inmediatamente y puestos a disposición de la nueva Policía política, no de los jueces.

Gulag soviético.

Gulag soviético.

El Partido Constitucional Demócrata (KD) fue ilegalizado en diciembre y arrestados sus principales dirigentes. Sin embargo, la principal fuerza política en Rusia seguían siendo los Socialistas Revolucionarios (SR), los cuales se oponían se oponían a los brutales métodos de control social que pretendía imponer Lenin.

Claro está que la Guardia Roja no tardó en detener a los principales dirigentes del SR, bajo la irónica acusación de ser enemigos del pueblo, cuando eran los que más apoyo popular tenían entre los trabajadores.

La campaña terrorista se inauguró oficialmente como represalia por el asesinato del líder de la checa de Petrogrado, Moisés Uritski, tras el cual fueron ejecutados inmediatamente 500 «representantes de las clases derrocadas».

El 3 septiembre de 1918 se publicó en «Izvestia» el primer anuncio oficial del terror rojo, titulado «llamamiento a la clase obrera»: «Aplastad la hidra de la contrarrevolución con el terror masivo. Cualquiera que se atreva a difundir el rumor más leve contra el régimen soviético será detenido de inmediato y enviado a un campo de concentración». A esta proclama siguió, el 5 septiembre, el Decreto Acerca del Terror Rojo, publicado por la Cheka.

En los primeros meses hubo entre 10.000 y 15.000 víctimas ―el triple de las ejecuciones cometidas por el zarismo en el último siglo―, a lo que hay que añadir, según el comunista húngaro Bela Kun, la ejecución ―con la aprobación de Lenin― de 50.000 prisioneros de guerra «blancos» a finales de 1920.

Como consecuencia de la guerra civil y la implacable política represora, en 1922 se construían los primeros campos de concentración, que muy pronto albergaron una cifra cercana al millón de presos. Habían nacido los terribles «gulags».

Pero lo peor estaba por llegar, pues Lenin perpetró un holocausto solamente superado la historia por su siniestro sucesor: Stalin.

 

Comentarios

25 comentarios en "La verdad sobre Lenin (1): El terror rojo"

Notifícame de
avatar

Ordenar por:   el más nuevo | el más antiguo | el más votado
x tro
x tro
11/11/2017 23:51

la peste roja un invento de la juderia

Policraticus
Policraticus
12/11/2017 0:44
Tiene vuestra merced toda la razón. Pero, lo más triste y, a la vez, irritante, es observar como somos insultados y acusados de paranoicos, cuando afirmamos -y no nosotros sólo; en el pasado y presente, demostrado- que son ellos quienes representan en última instancia el enemigo de la humanidad, su antítesis. Por otra banda, me gustaría hacer alusión, en el hecho, de cuantos periodistas y politólogos conservadores -como don F. J. Los Santos-, son altamente críticos con el comunismo, PERO JAMAS HAN TENIDO LA GALLARDIA DE DECIR QUE TODAS ESAS RATAS ERAN Y SON JUDIAS. A pesar de las veces… Leer más »
Reverté
Reverté
12/11/2017 2:00

El abuelo materno de Lenin , Aleksandr Blank (hijo de Moishe Blank,8​ un comerciante de Volinia era un médico de origen judío. De hecho los Judíos conspiraron y acabaron con los Zares de Rusia.

Caballero de la Rosa Real
Caballero de la Rosa Real
12/11/2017 0:07
LA IDEOLOGÍA COMUNISTA OSTENTA EL HONOR DE SER RESPONSABLE DEL ASESINATO DE 100 MILLONES DE VÍCTIMAS (CIFRA SOLAMENTE DE LAS VÍCTIMAS DOCUMENTADAS, IMAGINAR LO NO DOCUMENTADO), MIL VECES PEORES QUE EL NAZI-FASCISMO JUNTOS Y TODAS LAS DICTADURAS DE DERECHA EN TODO EL ORBE Y EN TODAS LAS ÉPOCAS. Y A NO OLVIDAR, COMO MUY BIEN EXPONE EL ARTICULISTA, QUE EL MOTOR DE ESA IDEOLOGÍA CRIMINAL Y GENOCIDA LLAMADA COMUNISMO-MARXISMO FUE CREADA, APADRINADA, SOLVENTADA Y AMPLIAMENTE APOYADA POR EL PERVERTIDO ÁCIDO NÍTRICO LLAMADO JUDAÍSMO INTERNACIONAL Y LA MASONERÍA EN TODAS SUS CRIMINALES VARIANTES. Y YA A ÉSTA ALTURA ESO NADIE LO… Leer más »
Alfonso
Alfonso
12/11/2017 12:43

La masonería judiaca controlador a de la banca y los medios de comunicación han ensalzado e iluminado a sus grandes líderes criminales antecesores y promotores del NOM, pero han demonizado a cualquier opositor a su ideología como Franco y otros. Ellos dominan la narrativa y el aborregamiento de la gente con su mortal veneno inyectado a los goyim..

Jose Carlos
Jose Carlos
12/11/2017 0:21

Hace un par de semanas o así, en un programa que hacen de sobremesa de preguntas sobre cultura general, hicieron un especial de varios días dedicado a la maravillosa gran figura revolucionaria del hijo de perra este, donde sólo les faltó lamerle el culo a la momia apolillada; prácticamente lo ponían como un grandísima persona. Hace ya mucho tiempo que al programa ese se le ve demasiado el plumero y a las órdenes de quien está.

GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
12/11/2017 19:08

Esa propaganda monstruosa probolchevique de Saber y Ganar,fue nausiabunda.La pinta judio del Juanjo Cardenal es tremenda,su nariz lo dice todo…

Jose Carlos
Jose Carlos
12/11/2017 22:46

El presentador del programa, ese que parece que nació en el Jurásico, se vanagloriaba el otro día por el especial de la revolución rusa con un: “porque aquí también somos revolucionarios”.

Tony10X10
Tony10X10
12/11/2017 11:40

Esta claro para cualquier persona minimamente inteligente y minimamente informada, y sin prejuicios que la ideología comunista ha sido el mayor desastre, peste y genocidio que ha conocido la humanidad a lo largo de sus historia. La gran paradoja, es que a día de hoy sigue teniendo todavía “buena prensa” entre amplios sectores de la “intelectualidad progre occidental”. La única explicación que le encuentro es la “atracción fatal”, que se siente por el mal.
Saludos Patriotas Españoles.

buba
buba
12/11/2017 4:47
Un artículo excelente y muy completo, teniendo en cuenta la tónica general de los medios habituales, el sabotaje empezó sin embargo mucho antes, cuando los anarquistas eran los principales ejecutores de los globalistas (son a fin de cuentas otra de sus creaciones), el primer ministro stolypin fue asesinado a pesar de estar reformando el país enormemente y mejorando las condiciones de vida a toda velocidad, murio tras varios atentados perdiendo varios de sus hijos, eso cambió la alianza de rusia con alemania al bando franco-inglés. Que siguió financiando a Lenin y demás amiguetes. Alemania si financió y ayudó durante la… Leer más »
lolololo
lolololo
12/11/2017 0:45

que guapo era el jodio…

stalin a la mierda
stalin a la mierda
12/11/2017 0:03

Dos psicopatas asquerosos satanicos que esperemos se pudran en el infierno.
Que alguien considere a esta basura libertadores es de un cinismo y de una patología psiquica grave. Malditos asesinos bestias inhumanas.

Julio C Fraga
Julio C Fraga
12/11/2017 13:10

Excelente artículo Don Laureano, lo único que no entiendo de toda esta historia es que hoy en día en la época de internet, donde tenemos toda la información habida y por haber, aunque también haya mucha basura, todavía exista una cantidad importante de gente que tenga a estos charlatanes de la miseria y el crimen como referencia.

No he entendido ni entenderé nunca esa tendencia suicida de la sociedad.

Saludos cordiales

El Pensamiento Alavés
El Pensamiento Alavés
12/11/2017 2:06

En la actualidad, los rusos siguen venerando a Lenin y Stalin en los desfiles de las celebraciones del Día de la Victoria en Moscú (celebración de la victoria rusa en la II.ª Guerra Mundial), tratando a la momia de Lenin como a un héroe nacional. Hasta en los aviones militares siguen llevando la estrella roja comunista. Las siguientes fotos son actuales, no son de la “época soviética”:







Cuidado con los rusos, nunca se han resignado a no haber podido someter al mundo Occidental, y sólo Dios sabe hasta qué punto han dejado, realmente, de ser soviéticos…

GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
12/11/2017 19:51

Rusia es puro nazbol,cantaa….Cuando se tire a Lenin a una fosa septica,se tiren estatuas y demas monumentos de ese monstruoso periodo,cuando se quiten las estrellas de los uniformes,cuando el asqueroso de Putin deje de encarcelar por negar el holoinvento y deje de encarcelar a verdaderos patriotas,se podra empezar a creer en una Rusia nacionalista o Rusia Blanca y no esta perfida Rusia nazbol antiblanca y promusulmana y proasiatica.Putin no para de construir mezquitas por ej.Hay un video de Nicolas Kasanzew,que expone muy bien al criptocomunista Putin y su gobierno nazbol o criptomarxista.Putin esta rodeado de judios tambien,cualquiera puede comprobarlo.

stalin a la mierda
stalin a la mierda
12/11/2017 13:24

Son adoctrinadores del odio una cosa es ser nacionalista o patriota querer lo mejor para tu pais y defenderlo en caso de ser atacado y otra es ser un tarado que busca expandirse y vive siempre pensando en la guerra con una ideologia trasnochada da miedo esta gente.

Alfonso
Alfonso
12/11/2017 13:43

Occidente está infectado con el marxismo cultural judio que está exterminando a la raza blanca y ha impuesto el Multiculturalismo o diversidad forzada, Correcion politica y fronteras abiertas. No es por defenderlos pero por lo menos en la Rusia actual no están llenos de negros y a los ilegales les vuelan el trasero..

stalin a la mierda
stalin a la mierda
12/11/2017 14:46

Porque ese es el plan orden a través del caos y la gente una vez llevada al caos quiere el orden aunque sea totalitario, esta gente es muy astuta primero creo el problema y luego la solución, por eso Putin es tan admirado la gente le ve como la solución cuando es parte del problema.

Iraultza
Iraultza
12/11/2017 14:31

La única idea trasnochada es el capitalismo, camarada retarded. Ya lo dijo Evaristo: Un patriota, un idiota.

Tony10x10
Tony10x10
12/11/2017 21:51

Os moris de envidia. Un patriota español igual a mil rojiprogresbatasunos. Saludos patriotas españoles.

Alarico
Alarico
12/11/2017 17:19

Este excelente artículo incita a releer las obras de Alexander Solzeniski: Archipiélago GULAG, Un día en La vida de Iván Denisovith,…entre otras.
Y por supuesto la novela de Boris Posternak: Dr. Zivago.

Invitado
Invitado
12/11/2017 11:29

Les invito a todos a ver el documemental “La Unión Soviética al descubierto”

https://www.youtube.com/watch?v=gcpjxqHCuA0

buba
buba
12/11/2017 16:22
Solzhenitsyn tiene un libro no publicado sobre la 200 años de historia de los judios en rusia, ciertamente es complicado examinar el tema, el nucleo duro del régimen soviético eran ellos, pero la versión más herética, el problema es que los demás en lugar de denunciarlos terminaron apoyandolos, basándose en su propio etnocentrismo. El problema viene muy de lejos ya del talmud babilónico que debería haber sido quemado hace miles de años, o cuando menos hace unos decenios. Hay otro problema adicional dentro de la propia comunidad judia y es que la mayoria no son semitas, son jázaros que se… Leer más »
GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
12/11/2017 20:05
Ya lo puse un dia,lo de la teoria jazara es falsa,los asquenazies son semitas.Tipica treta judia propugnada por Koestler y Schlomo Sand principalmente,para desviar la atencion a los jazaros,pueblo altaico y por ende mongoloide y no centrarse en el verdadero problema,el judaismo y la juderia.El judaismo es una jodida doctrina racial y dominacion desde el segunto pacto renovado,el segundo pacto es basicamente reformar el codigo de procreacion judio y de preservacion,que los judios estabsn empezando a desviarse,fornicando muy extensamente con otros pueblos,ese pacto evito que la raza judia se destruyese con la mezcla.Donde quiero llegar es que todo gira en… Leer más »
GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
GONZALO FERNANDEZ DE CORDOBA
12/11/2017 19:34

El rabino Stephen Wise,presidente del congreso judio mundial y congreso judio americano lo definio al comunismo con mucho precision y muy sintetizado:el comunismo es judaismo.Perfecta definicion,el que comprenda bien el sentimiento judio,su vileza,su mimetismo,su perfecta y monstruosa capacidad de engañar y la mision diabolica de juda en este mundo,comprendera al comunismo,jamas se podra entender leyendo el manifiesto,ni demas pamplinas.Un buen libro que trata bien el bolchevismo judio es:Bajo el signo del escorpio y un buen documental bajo el signo de Hermes de Juri Lina ambos.

wpDiscuz