Vascongadas ya da más pena que asco: Inversores chinos compran una iglesia en Bilbao para montar un gran bazar – Alerta Digital