Los guardias civiles que vigilan el casoplón del «Chepas» no tienen donde miccionar y tendrán que usar una caseta portátil pagada por sus compañeros – Alerta Digital