El tribunal del Reino Unido autoriza la muerte de un bebé de 23 meses de raza blanca, en contra del deseo de sus padres – Alerta Digital