La fuga de empresas hundió en 800 millones la recaudación en Cataluña – Alerta Digital