El Supremo confirma que el «discurso del odio» en las redes sociales no está amparado por la libertad de expresión – Alerta Digital