La duplicidad de servicios cuesta al menos 48 millones de euros a los catalanes – Alerta Digital