16/05/2012
REDACCION | 128 lecturas

ESPERANDO LA TORMENTA

LTY.- El problema es el islam, no el islam integrista. Esto último no es más que un invento de intelectuales europeos que nos quieren hacer creer que existe otro islam que no sería extremista, el famoso islam de los moderados. No existen dos islam, uno moderado y otro integrista, existe el islam integral. El islam es integral o no es. El islam y el islamismo están tan intimamente ligados como el alcohol y el alcoholismo. Los excesos etílicos y coránicos desembocan irremediablemente en una inflamación del higado y del cerebro respectivamente. La jihad es al islamismo lo que el delirium tremens al alcoholismo: una consecuencia inevitable, una patología inherente.

Esta ficción de los dos islam ofrece a los políticos occidentales la coartada necesaria para no poner fuera de la ley el islam en bloque. Pues si admitieran la verdadera naturaleza del islam, eso los llevaría a ilegalizarlo de inmediato por incompatibilidad total con los valores y los principios que rigen las democracias occidentales y con las propias leyes de esos países. No queremos reconocer al enemigo para no tener que hacer el esfuerzo de combatirlo. Es el caso del alcohólico que se niega a admitir su adicción para no tener que someterse a un tratamiento.

El absurdo mayor proviene de que en nombre de unos valores y unos principios, nos impedimos actuar en defensa de esos mismos valores y principios contra aquellos que quieren destruirlos. En nombre de la tolerancia, toleramos la intolerancia; en nombre de la no-violencia, nos sometemos a la violencia, etc. La situación es delirante, kafkiana, irracional, y a la postre insostenible, pues nos lleva directamente al suicidio. Tolerar la intolerancia, ceder ante la amenaza, humillarnos ante la agresión, negarnos a nosotros mismos las armas para la defensa, admitir un derecho superior al propio, inclinarnos ante la ley de nuestro enemigo, entregar el cuello al verdugo, todo eso junto (y hasta por separado) es la vía más segura y directa para desaparecer. Este es el veneno distilado por la religión de los derechos humanos, el antirracismo, la democracia y la alianza de civilizaciones. Pareciera que el etmomasoquismo de los europeos haya generado un deseo irrefrenable de muerte colectiva en Occidente. Les estamos dando una cuerda al islam para que nos ahorque con ella. Subiremos al cadalso cantando loas a la multicultura, a la diversidad, al diálogo intercultural y salmodiando las alabanzas del islam, religión de paz, amor y tolerancia.

La política de apaciguamiento (rastrero entreguismo, en román paladino) hacia el islam busca comprar paz a cambio de ceder parcelas del espacio que nos es propio e inalienable. Pretendemos ponernos a salvo (¿pero por cuanto tiempo y a qué precio?) haciendo concesiones cada vez más inasumibles para nuestra sociedad, nuestro sistema de valores y nuestro ordenamiento legal.

Los ilusos irresponsables que gobiernan Europa, colocados ante el fruto de su desidia e incompetencia, que es la amenazante perspectiva de una ofensiva islámica en todos los frentes, incluido el terrorista, se desviven en multiplicar los gestos de buena voluntad que supuestamente han de calmar a la fiera que hemos cobijado en nuestra propia casa y que ya nos muestra los dientes.

Para evitar la aterradora posibilidad de una atentado semanal en las calles de nuestras ciudades y una sublevación permanente a escala continental, preludio de una guerra insurreccional, los vendepatrias que nos están llevando al desastre están dispuestos a transigir con el velo, con las mezquitas, con la poligamia, con la sharia incluso, y antes que nada (quien hace lo grande hace lo pequeño) con medidas cada vez más generosas de discriminación positiva en favor de los musulmanes en el terreno social, laboral, asistencial, escolar, jurídico, etc… Con tal de mantener la paz y que no corra la sangre, les iremos entregando nuestros países poco a poco, anticipándonos incluso a sus reclamos y exigencias.

El error es colosal. Sometido permanentemente al chantaje, una vez que hemos cedido en un punto, por pequeño que este sea, el chantajista, crecido con el éxito de su maniobra, engolosinado por esa recompensa lograda a punta de amenaza, elevará el nivel y la frecuencia de sus extorsiones, sin que exista nunca la posibilidad de saciarlo. Entrar en esa dinámica nos condena a un fracaso estrepitoso, pues al momentáneo respiro que nos puede proporcionar la entrega una vez de lo exigido, le sucederá pronto un desasosiego aún mayor ante la pronta repetición del chantaje, siempre en crecimiento cuantitativo y cualitativo irrefrenable. Ceder ante un criminal sólo puede significar en el mejor de los casos “pan para hoy y hambre para mañana”, y en el peor, encadenarse a la tiranía de una esclavitud sin remedio. El problema no se soluciona, por el contrario crece y lleva camino de desembocar en el sometimiento completo ante aquello que se debiera de haber neutralizado sin contemplaciones desde un principio.

Sometimiento es el nombre del futuro de Europa. Islam significa precisamente eso: sumisión. Las políticas irresponsables y criminales que los dirigentes europeos vienen imponiendo desde hace décadas a sus pueblos, sin consultarlos nunca sobre esas cuestiones vitales, desembocarán en la quiebra de una civilización y la esclavitud de todo un continente sometido al yugo de una ideología totalitaria llamada islam. Eso o una guerra de liberación continental contra ese abyeto proyecto de dictadura medieval antihumana. La alternativa es dramática: el silencio de los corderos o sangre en las calles.

La construcción europea se asemeja mucho a esa falta de inteligencia y previsión que lleva a veces a algunos insensatos a construir sus casas en el terreno llano y despejado de cauces secos de ríos pretéritos, antaño caudalosos. Mientra el cielo se muestra clemente y riega escasamente las fuentes del antiguo río, las buenas gentes duermen plácidamente ignorantes de que su tranquilidad (que no reposa en la seguridad sino en la inconsciencia) es sólo la antesala de un desastre programado en el caprichoso e impiadoso reloj de la naturaleza. Un buen (o un mal) día, el cielo revienta en una tromba antediluviana y todo vuelve brutal y repentinamente a su lugar ancestral. Los errores se corrigen de golpe, lo torcido se endereza súbitamente. Arena que se lleva el agua…

Sobre la cabeza de los europeos, negros nubarrones se están acumulando. Ya no hay paraguas ni chubasqueros que nos puedan proteger del diluvio por venir. Unas cortas y nerviosas ráfagas de viento sacuden el aire, anticipando la tormenta. Un rumor de hojas temblorosas se eleva de las arboledas. En el cielo oscuro unas bandadas de pájaros pasan como flechas y se pierden en el horizonte. Un lejano relámpago enciende la tarde. Unas primeras gotas frías han empezado a caer.

 

Comentarios

19 comentarios en "ESPERANDO LA TORMENTA"

Notifícame de
avatar

Ordenar por:   el más nuevo | el más antiguo | el más votado
Juan Nadie
Juan Nadie
18/05/2012 14:11
Es que tampoco es necesario leerse el Coran para saber lo que dice: “Matadlos allá donde los encontréis”. Azora II, aleya 187. “Matadlos hasta que la idolatría no exista y esté en su lugar la religión de Alá”. Azora ii, aleya 189. “Las peores bestias, ante Alá, son los infieles”. Azora viii, aleya 57. “Malditos dondequiera que se encuentren, serán cogidos y asesinados sin piedad, según la costumbre de Alá con aquellos que les precedieron”. Azora XXXIII, aleya 61. “Cuando encontréis a quienes no creen, golpead sus cuellos hasta que les dejéis inermes”. Azora XLVII, 4. Esto són sólo algunas… Leer más »
Despistada
Despistada
19/05/2012 23:13
Hombre lo que faltaba, yo pienso que si que hay que leerse una cosa para saber lo que dice. He buscado lo primero que dices y ya no lo encuentro, supongo que lo que dices Azora II sera la sura de la vaca ? la aleya 187 no me sale esto sera la 191 digo yo, y si, lo estáis sacando de contexto ya lo creo pues después vienen la 192, 193 y antes hay otras en fin. Os envían cosas por email y el fisbook y las repetís en corta y pega sin pensar, tanto el Coran como la… Leer más »
maria
maria
17/05/2012 21:07
Para “Morapor lagraciadeDios”: No es cuestión de discutir nada , porque es inútil y tampoco quiero herir tu sensibilidad, pero te diré que el problema no estriba en el libro del manual de instrucciones, sino en cómo se llevan a cabo tales instrucciones y a la realidad nos remitimos. Es decir, el asunto no es el Corán, sino cómo lo llevan a efecto los que lo siguen. Hay pruebas fehacientes, crueles y arbitrarias, en todos los países de mayoría musulmana y no me digas que todos los musulmanes no son iguales. !Claro que no! ¿Y qué? En el momento en… Leer más »
MoraPorLaGráciaDeDios
MoraPorLaGráciaDeDios
17/05/2012 17:12
¡Joder! Es que dan ganas de mandaros a cagar colega… El artículo es pésimo, demagogo, islamófobo, parcial, incompleto, tergiversa medias verdades, y se mezclan conceptos diferentes, en fin, en un artículo confuso y mentiroso. Yo creo que en realidad no tenéis ni idea de los que es el Islam, sinceramente. La gran mayoria de los que me vienen echando pestes contra el Islam, diciendo que es inmoral, poco ético que el Corán predica y abala barbaridades…etc. para contraargumentarlos, sólo tengo que hacerles una pregunta, tras la cual, se quedan callados y te miran atontados: ¿Te has leído el Corán? En… Leer más »
izquierda real YA!!! IZQUIERDA NACIONAL
Verás, MoraPorLaDesgraciaDe”Dios”, en respuesta a tu absurda pregunta; cito textualmente: “¿Te has leído el Corán?” te respondo con otra pregunta: ¿HAS PROBADO LA MIERDA?, ¿COMO SABES QUE NO ES BUENA?, ¿A LO MEJOR TE GUSTA? (en tu caso no me extrañaria), a lo que tú, muy probablemente contestarías (digo muy probablemente, pues en tí todo es posible) algo como; “QUE NO ES NECESARIO SER NEGRO, PARA SENTIR EL RITMO DE UNA CANCIÓN”. Y es que, “LA MEJOR CIENCIA ES LA EXPERIENCIA”, y simplemente observando los hechos de la inmensa mayoria de los practicantes de tú “religión”, sobra toda esa palabrería… Leer más »
Acío
Acío
17/05/2012 23:46
Cierto, muy cierto eso de que nadie se ha leido el corán, yo tampoco. Pero también es muy cierto que nadie se ha leído el Mein Kampf, algunos sólo tienen una vaga idea de lo que dice. Tampoco nadie se ha leido la biblia, porque no es tan entretenida como los libros del ken follet, y los que menos se la leyeron fueron precisamente los Cruzados, porque no sabían leer, lo que sí sabemos fue lo que hicieron en su nombre ¿verdad?. También desconocemos la torá judía, la ramayana hindú, el budismo, etc. Tampoco conocemos las otras miles de maneras… Leer más »
Jj
Jj
17/05/2012 16:35
Parece ser que el advenimiento del ANTICRISTO esta a las puertas, por no decir que ya esta dentro de casa. Al final las profecias de Nostradamus se han cumplido. Y con ello me refiero a que si tenemos en cuenta que el CRISTIANISMO( lo que predicaba Cristo, no lo del antiguo testamento) es la antitesis de la religion musulmana y judeocristiana, las cuales van de la mano como obviamente se observa. Y asi es señores, la era del terror esta llamando a la puerta y los traidores les han abierto las puertas, con la esperanza de ocupar la curia del… Leer más »
Pragmática
Pragmática
17/05/2012 16:19
Ya que parece que somos bastantes personas con suficiente sentido común para darnos cuenta que ya estamos rodeados por los musulmanes, que no van a parar hasta conseguir doblarnos en número y hacerse con el Gobierno – y ya sabemos que eso significaría la Sharia como única ley y muerte al infiel o insumiso – deberíamos intentar conectar de alguna manera, primero por ciudades, después por comunidad/región y, finalmente, a escala nacional, para formar un partido o asociación que tenga la fuerza y el número suficiente para exigir nuestros derechos al Gobierno y que no conceda ningún tipo de privilegio… Leer más »
Vestida Deluto
20/05/2012 9:04

AH es que no hay suficientes partidos aun que estén en eso ?

Española
Española
17/05/2012 9:24

Que gran artículo, no se ha podido describir mejor, dejar acampar a todos estos descendientes de Alá a sus anchas ha sido la perdición de nuestra civilización.

A.J
A.J
17/05/2012 16:01

La perdición de nuestra civilización somos nosotros mismos por votar a traidores y tragar con este sistema .

Son nuestros políticos los que nos han impuesto la inmigración masiva .

Marta
Marta
17/05/2012 9:12

Totalmente de acuerdo con el artículo, buenísimooooooooooo

Panzerfaust
Panzerfaust
17/05/2012 3:42

España necesita urgentemente un AMANECER ROJIGUALDA.

maria
maria
16/05/2012 22:32

Este es el auténtico tema de reflexión y debate, no las mil y una noticias de la sección de sucesos. Lo dicho aquí es el bosque, el resto son árboles de distinta envergadura.

Que los árboles no nos impidan ver y conocer lo que representa el bosque.

Henrrichs
16/05/2012 22:05

Tienes toda la razón. el problema es que no lo quieren reconocer . luego será tarde .

ivan
ivan
17/05/2012 15:12

Enteramente de acuerdo. Y no lo quieren reconocer y muchos sacan pingues beneficios. Y venden la Patria y la Fe y la decencia de muchos españoles por un puñado de petrodólares.

Juan
Juan
17/05/2012 7:07

Ya es tarde. Reconocerlo ahora y enfrentarse a él nos llevaría a la guerra seguro. Imposible expulsar a casi 60 millones de hijos de Ala de Europa.

NADA ES IMPOSIBLE
NADA ES IMPOSIBLE
17/05/2012 14:59
Mira si con el pasado se dice que murieron 6.000.000 seis millones de personas ¿? , pues si hacemos un esfuerzo a nivel Continente Europeo no es para nada dificil , seleccionar , capturar , trasladar , encerrar y echar de aqui a esos 60.000.000 ( sesenta millones de MUSUL-MONOS ). Es lo mejor que puede pasarle a Europa o con el paso del tiempo seran ellos los que nos echan al mar a nosotros tal y como estan haciendo con los cristianos , catolicos y demas que no se someten al: TERRORISMO FANATICO RELIGIOSO DEMENTE DEL ISLAM LA MAYOR… Leer más »
Marta
Marta
17/05/2012 9:12

más vale tarde que NUNCA.

wpDiscuz