El imparable despeñamiento moral del PSOE andaluz alcanza ahora a los funcionarios públicos – Alerta Digital